Préstamo personal con Loney: todo lo que necesitas saber

Fernando, director ejecutivo en Soluciona Mi Deuda

Fernando, director ejecutivo en Soluciona Mi Deuda

¿Qué debo tener en cuenta antes de pedir un préstamo personal con Loney? 

Los préstamos personales son uno de los productos financieros que más demandan los usuarios para hacer frente a gastos cotidianos que surgen de forma inesperada: pagar el alquiler, los recibos de suministros, afrontar el pago de una reparación, pagar los estudios de tu hijo… 

Elegir entre la amplia oferta que existe en el mercado no es fácil y supone una laboriosa tarea. Para ayudarte con ello y para que no tengas que recurrir a un comparador de préstamo personal, en nuestro blog podrás encontrar una serie de post que contienen toda la información que necesitas saber sobre la financiación que ofrecen distintas entidades y bancos españoles.  

Este artículo en concreto está dedicado al préstamo personal de Loney, una entidad que ofrece financiación online a corto plazo y con la que puedes conseguir efectivo con rapidez 

Te hablaremos de cuándo pedir un préstamo personal con ellos, los plazos, los requisitos, el interés del préstamo personal, la documentación y te proporcionaremos un listado de pros y contras que te ayudarán determinar si Loney puede darte el mejor préstamo personal para ti. 

¡Comenzamos! 

¿Cuándo pedir un préstamo personal con Loney? 

La idea de solicitar un préstamo personal puede tener algunos aspectos ventajosos, pero, antes de lanzarte a adquirir una deuda es necesario que tengas en cuenta algunas consideraciones: 

  1. Reflexiona sobre tus necesidades. – Existen infinidad de préstamos para lo que quieras, pero cada uno tiene sus propias características, intereses y gastos extras que tendrás que afrontar. Por ello, es fundamental que pienses en qué necesitas para poder empezar a tomar el resto de decisiones. Por ejemplo, si estás seguro que necesitas el dinero para estudios, puedes enfocar tu búsqueda en los préstamos destinado para ese fin. No obstante, aunque puedas solicitar dinero para cualquier necesidad, no es recomendable endeudarte por cualquier razón que no esté justificadaSolo ante imprevistos y urgencias, acudir a un préstamo personal es entendible 
  2. Valora todas las posibilidades para afrontar el gasto de tu necesidad. – Hay más opciones para hacer frente a un pago que pedir préstamo personal. Si puedes evitar endeudarte, cualquier alternativa será mejor. Sobre todo, en los casos en los que te plantees pedir financiación para resolver problemas de impago de deudas previas. Refinanciarte podrá ayudarte a pagar a corto plazo, pero, más pronto que tarde los intereses que acumules te serán difícil de afrontar y caerás nuevamente en impago – o lo que es lo mismo, entrarás en una situación de sobreendeudamiento-. Ante la imposibilidad de pagar te recomendamos alternativas como la renegociación de deuda con la que podrás conseguir una reducción de la misma y poder afrontar unas cuotas asequibles para tu situación financiera. Contáctanos para saber más sobre esta y otras alternativas que pueden ayudarte a evitar el impago. 
  3. Analiza tu capacidad de pago. – Solicitar financiación no va solo de recibir dinero sino también de devolverlo y con unos intereses del préstamo personal. Por eso, los bancos requieren a sus clientes que sean solventes y tengan una estabilidad económica entre ingresos y gastos y no tengan deudas. Si vas a iniciar la solicitud de un préstamo personal, tus ingresos deben ser superiores a tus gastos y deberás prever poder destinar un porcentaje de tu dinero a las cuotas. 

Ten en cuenta que, si te encuentras en una situación de sobreendeudamiento y no te conviene pedir un préstamo personal hay muchas opciones para poder afrontar las deudas que tengas. Incluso puede que tu imposibilidad de pago pueda utilizarse como medio para justificar tu solvencia frente a las entidades y, sin consecuencias graves, conseguir un descuento de tu deuda. Puedes consultarnos sin compromiso para informarte de las soluciones a las que puedes optar en tu caso.  

Portada-Lead-Magnet-CANCELAR-DEUDA-SIN-GANAR-MÁS

¿Cómo liquido mis deudas sin ganar más?

Con esta guía conseguirás liquidar tus deudas sin necesidad de tener más ingresos ¡Es válida para personas que vayan al día y también para las que estén en impago!

GUÍA GRATUITA

Plazos para pedir un préstamo personal con Loney  

Si estás seguro de que Loney puede ofrecerte el préstamo personal más barato o el que mejor se adapta a lo que deseas, en este punto te interesará conocer en cuándo vas a poder disponer del dinero en tu cuenta bancaria.  

Esto depende mucho del banco o la entidad, y es que estas realizan un estudio de cada cliente para asegurarse de que podrán regresar el dinero que prestan junto al porcentaje de interés que apliquen. Este análisis puede tardar un tiempo, generalmente entre 24 horas y 10 días. 

Loney, por su parte, asegura una aprobación instantánea una vez completes la solicitud y casi a la vez efectuarán una transferencia por el importe del préstamo a la cuenta bancaria que hayas facilitado. Sin embargo, dependiendo de tu banco puedes recibir el importe antes o después -normalmente será en un plazo máximo de 48 horas-. 

Por otro lado, deberás prestar atención a otro tipo de plazos cuando adquieres una deuda: los plazos de devolución o amortización. En el caso de Loney, concede un préstamo personal online de entre 30€ y 600€ que deberás devolverlo entre 7 y 30 días 

Una vez tengas claro la cantidad que vas a solicitar y los márgenes de tiempo para la devolución, Loney ofrece en su página web un simulador de préstamo personal que te indicará la cuota y fecha de devolución.  

Al tratarse de plazos muy cortos no tendrás que asumir pagos mensuales, sino que la amortización se realizará en una única aportación. Con entidades como Loney que ofrecen financiación para devolver en tiempos muy breves –habitualmente entre una semana y un mes- debes tener mucho cuidado y antes de pedir dinero asegurarte que vas a poder conseguir líquido para cumplir con la fecha de devolución. 

Requisitos para pedir un préstamo personal con Loney 

Loney requiere que cumplas una serie de condiciones para solicitar su préstamo personal: 

  • Ser mayor de edad. 
  • Tener DNI o NIE en vigor.  
  • Residir de manera permanente en España 
  • Poseer una cuenta bancaria. 
  • Poder aportar documentos para justificar ingresos. Estos pueden ser nóminas en el caso de los trabajadores por cuenta ajena o pensión. 
  • Como la mayoría de financieras, Loney no te concederá un préstamo personal con ASNEF u otro fichero de morosos. Las entidades tienen en cuenta las deudas previas, de manera que si estás en impago las posibilidades de conseguir un préstamo son menores 

Si lo que te preocupa es salir de ASNEF, debes saber que la única forma para conseguirlo es liquidar tus deudas y con una nueva financiación raramente lo conseguirás.  

Como ya te indicamos en líneas más arriba tienes otras alternativas que no pasan por que te endeudes más y con las que podrás cumplir con tus obligaciones financieras y, por tanto, conseguir que tu nombre desaparezca de registros de morosidad.  Llámanos o escríbenos a nuestro chat para explicarte las alternativas a la refinanciación que te beneficiarán mucho más.  

Intereses derivados de pedir un préstamo personal con Loney  

El tipo de interés de un préstamo personal es uno de los datos que más preocupan a los usuarios y es que indica el porcentaje que te cobrará la financiera por el dinero que les has pedido prestado.  

Para que no se te escape nada cuando te dispongas a firmar un préstamo personal, vamos a hablarte de los aspectos claves a los que deberás prestar especial atención: 

Los intereses del préstamo personal se ven reflejados en el TIN y el TAE. El tipo de Interés Nominal o TIN es el valor que establece la entidad por el importe que solicitas; mientras que la Tasa Anual Equivalente o TAE es el tipo que indica el coste total de la financiación puesto que resulta de la suma del TIN y las comisiones y gastos extras.  

Por tanto, aunque las entidades suelen dar mayor protagonismo al TIN por ser más bajo, vigila especialmente el TAE, pues te indicará cuánto te va a costar realmente el préstamo personal.  

Una vez conozcas el tipo de interés que te ofrece la entidad podrás calcular la cuota mensual con una calculadora de préstamo personal. Así, conocerás el dinero que vas a tener que pagar hasta devolver el préstamo y en cuantos meses. Aunque, como te comentamos antes, en el caso de Loney la cuota es única puesto que el plazo de devolución es de un mes máximo. No obstante, si necesitas devolver el dinero en más tiempo podrás hacerlo, pero pagando intereses y comisiones por la prórroga que te están dando. 

Una vez te hemos hablado del TIN y el TAE, vamos con los porcentajes que maneja Loney.  

Esta entidad ofrece el primer préstamo personal a un 0,00% TAE. Esto quiere decir que si le pides 300€ tendrás que devolver 300€. No obstante, si esto te ha enganchado y quieres solicitar un segundo préstamo personal a Loney debes saber que los intereses serán totalmente distintos: te aplicarán un 1% diario y aunque no te impondrán comisión de apertura o por reembolso anticipado, los intereses de demora y otros costes pueden ser ir desde un 1% hasta un máximo de 200% sobre el importe solicitado. 

¡Ojo con esos intereses! Pueden ser usurarios y, por tanto, reclamables 

Es habitual que las entidades de financiación rápida apliquen elevados intereses, sin embargo, éstos no son legales y se pueden reclamar bajo el amparo de la Ley Azcarate que estima la nulidad de contratos con intereses usurarios y cláusulas abusivas.  

Normalmente un interés es usurario cuando es superior a un 20%, pero, si sospechas que pagas altísimos intereses, busca asesoría profesional que te pueda ayudar a descubrir si estás pagando de más. En Soluciona Mi Deuda utilizamos la renegociación para conseguir que solo pagues lo que te corresponde, sin embargo, en caso de no llegar a un acuerdo con las entidades podemos reclamar por vía judicial la usura.  

Documentación a aportar para pedir un préstamo personal con Loney 

La documentación que tendrás que aportar al pedir un préstamo personal a Loney está relacionada con las condiciones que te indicamos en el punto de los requisitos: 

  • Cuestionario con tus datos.  
  • DNI o NIE. 
  • Registro y dirección de residencia.  
  • Una fotografía selfie.  
  • Documento de tu cuenta bancaria con banca por internet.  
  • Datos de contacto: correo electrónico y teléfono móvil.  

¿Necesitas saber si estás en ASNEF?

Conseguimos tu fichero de morosidad completamente gratis para que puedas conseguir la financiación que necesitas.

Pros y contras de pedir un préstamo personal con Loney 

Esta es toda la información que has de considerar si tienes interés en solicitar un préstamo personal con Loney. Para que tengas todo claro, a continuación, te resumimos las claves a tener en cuenta en una lista de pros y contras: 

  • Los préstamos personales de Loney pueden darte financiación rápida pero no siempre es la solución para afrontar el gasto que tengas. Si puedes pagarlos, pueden resultarte viable. Pero, si te encuentras en una situación de sobreendeudamiento, lejos de reducir tu deuda lo que estarás haciendo es aumentarla. En estos casos ni hacer una simulación de préstamo personal te mostrará el resultado de pedir financiación. 
  • El proceso de solicitud del préstamo personal de Loney es online, lo que te obliga a estar atento a las cláusulas del contrato. Es sencillo que, al realizar un trámite por Internet, algunas condiciones se nos escapen y al final te arrepientas de haber contratado un préstamo. 
  • Calcular de préstamo personal puede llevarte a encontrar un préstamo personal barato, sin embargo, puede no serlo realmente. A tus intereses pueden añadirte comisiones, penalizaciones por demora, etc. Lo barato puede salir caro. 

Ten en cuenta que siempre existen alternativas a sobreendeudarte con un préstamo personal. Considera una renegociación de tu deuda que te permitirá reclamar los intereses usuarios y cláusulas abusivas que hayas adquirido durante el tiempo que lleves en impago.  Además, si te encuentras en una situación de quiebra podemos valorar iniciar el procedimiento de la Ley de Segunda Oportunidad con la que podrías librarte de tus deudas. 

Completa nuestro formulario si quieres conocer más sobre esta y otras soluciones al impago.  

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Comparte esta entrada

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email

Más entradas que te pueden interesar