¿Cómo negociar reunificación de deudas con La Caixa

Fernando, director ejecutivo en Soluciona Mi Deuda

Fernando, director ejecutivo en Soluciona Mi Deuda

Guía para negociar reunificación de deudas con La Caixa

Uno de los mayores problemas que pueden derivarse del sobreendeudamiento es la incapacidad de las personas que lo sufren de gestionar cada una de las deudas a las que tienen que hacer frente. Por ello, cuando tienen que pagar varias cuotas al mes y la suma de ellas supone gran parte de sus ingresos suelen plantearse acceder a una reunificación de deudas.

Y es que esta opción puede resultar útil en algunas ocasiones, aunque también presenta una serie de desventajas de las que es necesario ser consciente. Por ello, en este post vamos a abordar todos los aspectos clave si te estás planteando una reunificación de deudas con La Caixa, siendo esta una de las entidades a las que más se recurre para el proceso. 

Como te explicaremos más adelante, La Caixa ofrece reunificar las deudas de sus clientes por medio de su Préstamo Personal, una elección bastante interesante y versátil siempre y cuando perfiles de forma adecuada para ella. Pero si este no es el caso, no te preocupes, porque también te vamos a proponer algunas alternativas a la reunificación tradicional ofertada por los bancos que pueden funcionar incluso mejor para salir del sobreendeudamiento. 

Para que tengas clara toda la información, hemos organizado el post en los siguientes apartados:

  • ¿Qué es la reunificación de deudas? Como sabrás, la reunificación ofrece muchas posibilidades a las personas que la solicitan, por lo que en esta primera parte vamos a ver los aspectos básicos y cómo se suele aplicar. 
  • ¿En qué casos iniciar el proceso de reunificación? Por supuesto, antes de iniciar una reunificación de deudas con La Caixa has de comprobar si perfilas de forma adecuada. Así que en este segundo apartado hemos recopilado algunos de los inconvenientes a los que tendrás que enfrentarte y algunas alternativas que deberían resultar útiles. 
  • Cómo negociar la reunificación de deudas con La Caixa. Por último, te aclararemos todas las dudas que puedas tener acerca de cómo negociar la deuda con La Caixa, y cómo nosotros podemos ayudarte a ello. 
Portada-Lead-Magnet-CANCELAR-DEUDA-SIN-GANAR-MÁS

¿Cómo liquido mis deudas sin ganar más?

Con esta guía conseguirás liquidar tus deudas sin necesidad de tener más ingresos ¡Es válida para personas que vayan al día y también para las que estén en impago!

GUÍA GRATUITA

¿Qué es la reunificación de deudas?

La reunificación realizada con los bancos consiste básicamente en pagar deuda con más deuda, ya que contratarás un nuevo préstamo con el que acabarás con todos los anteriores. La mayor ventaja de este procedimiento es que conseguirás una reducción en las cuotas que pagas mes a mes -lo que supondrá un alivio en tu situación financiera-, pero a costa de aumentar los intereses totales que vas a abonar por tus créditos. 

Existen varias formas de refinanciar la deuda, y cada una de ellas dependerá en mayor medida de cuales sean tus circunstancias económicas y personales:

  • Normalmente, los bancos acceden más fácilmente a negociar las deudas y a reunificarlas cuando el cliente tiene una hipoteca pendiente. Es decir, que si estás pagando ahora mismo tu casa o alguna otra propiedad, podrás unificar esta cuota y la del resto de tus préstamos para abonarlos de forma conjunta. Y así la entidad cuenta con una garantía -tu vivienda- de que no vas a caer en impago a lo largo del proceso. 
  • Por otro lado, puede que busques acceder a una reunificación de deudas con impagos. En este supuesto, la refinanciación de tu deuda puede llegar a ser bastante difícil, teniendo en cuenta que los bancos suelen ser reacios a prestar dinero a todas aquellas personas que no ofrecen garantías suficientes como para garantizar el pago. Por ello, es fundamental que tengas un historial crediticio bueno. 
  • Del mismo modo ocurriría en caso de que quieras realizar una reunificación de deudas con ASNEF. Estar en un fichero de morosos nunca es bueno a la hora de solicitar un nuevo préstamo.

Además, para proceder a la reunificación -independientemente de cuál sea tu situación-, es recomendable que cuentes con la ayuda de un asesor financiero que te ayude con la organización y el cobro de tus deudas. Encontrarás a este tipo de profesionales dentro de las empresas mediadoras, fundamentales en este tipo de procedimientos porque servirán de intermediarios entre tú (como cliente) y las entidades en caso de que la serie de deudas que tienes sea con varios bancos. Ellos serán los encargados de gestionar cada uno de los pasos a seguir y de asegurarse de unificar las deudas de la forma más efectiva para tí. 

 

¿En qué casos iniciar el proceso de reunificación?

Una vez vistos los aspectos clave de la reunificación, vamos a explicarte cuáles son los mayores inconvenientes de solicitarla en una entidad tradicional. Y es que una reunificación de deudas, especialmente sin hipoteca, puede llegar a ser un procedimiento bastante costoso. Ten en cuenta que al acceder al nuevo préstamo para reunificar tus deudas te verás obligado a cancelar todos los créditos anteriores que todavía estás pagando. Esto provocará que tengas que hacer frente a los gastos derivados de dicha cancelación, sumando además la comisión de apertura del nuevo préstamo y la contratación de servicios externos como la empresa mediadora que te mencionábamos previamente. 

Estos gastos, añadidos al aumento de los intereses y del tiempo en el que tendrás que devolver el dinero prestado por el banco, hacen que sea fundamental tener una situación económica lo suficientemente estable como para afrontar todas las cuotas y no tener que arriesgarte a caer en impago

De hecho, para evitar este peligro los bancos suelen solicitar que antes de que accedas al proceso de reunificación presentes una garantía o un aval. De esta forma, tendrás que ofrecer tu casa, la de un familiar o incluso cualquier otro bien que tengas para asegurar que afrontarás cada uno de los pagos, a riesgo de perder la propiedad si dejas de abonar las cuotas. 

Teniendo todo esto en cuenta, vamos a ver cómo puedes proceder a una reunificación de deudas en La Caixa y otras alternativas útiles si no cumples sus requisitos. 

Cómo negociar la reunificación de deudas con La Caixa

En la introducción te comentábamos que, dentro de todos los servicios que ofertaba La Caixa, algunos de sus créditos podrían ir destinados a la reunificación y el pago completo de tus deudas. De acuerdo con la información ofrecida por la entidad, en un principio no es necesario contar con un aval o una garantía hipotecaria para acceder a la reunificación, pero esto provocará que el porcentaje que pagarás al mes por los intereses aumente de manera considerable

Por ello, al acceder a una reunificación de deudas con La Caixa perderás la mayor ventaja del proceso: conseguir una reducción de las cuotas para pagar menos dinero al mes. Además, has de cumplir una serie de requisitos: 

  • El mínimo de dinero a pedir son 6.000 euros, siempre y cuando reunifiques todas las deudas que tienes (y no sólo algunas).
  • Tendrás que demostrar tu solvencia económica entregando documentación como tu nómina, declaraciones del IRPF o pensiones. 
  • Tienes que llevar todos los pagos de tus préstamos al día, ya que la entidad rechaza a las personas que forman parte de ficheros de morosos como ASNEF o RAI.

 

Así que antes de recurrir a La Caixa es fundamental que lleves a cabo un reconocimiento de tus deudas (a cuánto ascienden, cómo es mejor tratarlas) y comprobar si cumples los requisitos. 

Ahora bien, no siempre es necesario realizar una reunificación tradicional con una entidad, especialmente en los casos más difíciles. Por ejemplo, nosotros preferimos tratar el sobreendeudamiento de forma que nuestros clientes no tengan que contraer más deudas, sino que logren reducirlas por medio del ahorro. Para ello, nuestro programa mezcla las ventajas de la reunificación y de la negociación en varios pasos:

  • Después de consultar tus deudas y analizarlas, realizamos un plan de pagos para que abones una cuota de dinero al mes. Este dinero se irá acumulando hasta reunir la cantidad necesaria para acabar con tus impagos de una vez por todas
  • Mientras vas ahorrando, nuestros abogados negociarán con tus bancos para conseguir una disminución en la cantidad de dinero que debes. Es decir, que tu deuda no aumentará, sino que se verá reducida de manera considerable
  • Además te acompañaremos y te ayudaremos en todas las partes del proceso. Y estarás cubierto legalmente en caso de que el banco quiera interponer una demanda en tu contra por impago. 

 

De esta forma, nosotros no funcionamos como una entidad, sino como unos gestores de deuda con los que conseguirás estabilizar y mejorar tu situación financiera, tanto a corto como a largo plazo. Porque al delegar tu caso a nuestros expertos, podrás despreocuparte de las deudas mientras ellos las gestionan de forma eficaz.
Si quieres saber más información acerca de Soluciona Mi Deuda, la reunificación o la Ley de la Segunda Oportunidad puedes ponerte en contacto con nosotros de manera gratuita o rellenar nuestro formulario para que sea uno de nuestros asesores quien te llame para analizar tu situación.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Comparte esta entrada

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email

Más entradas que te pueden interesar