¿Cómo saber tengo una tarjeta revolving?

Francisco Garrido Pérez
Francisco Garrido Pérez

¿Qué puntos revelan que una tarjeta es revolving?

Ya sea a través de los medios de comunicación o por la experiencia de un conocido, seguro has oído hablar del término revolving y la gran polémica que se ha generado en torno a él en los últimos años. Pero, aunque conozcas de su existencia puede que no sepas identificar si esa tarjeta de crédito que tienes en tu monedero y que usas diariamente para realizar compras, es un producto financiero peligroso que puede acabar hundiendo tu economía.

Las tarjetas revolving son un tipo de crédito que emiten bancos y entidades financieras pero con algunas cualidades específicas que las hacen una financiación complicada y controvertida. Es importante comprenderlas adecuadamente para no correr riesgos innecesarios, sobre todo el de un sobreendeudamiento. Instamos, por ello, a un uso prudente y responsable de las mismas así como a reclamar en caso de no haber sido informado de forma clara sobre sus condiciones.

Si empiezas a tener sospechas de poseer una de estas tarjetas, te interesará leer este artículo. En él te damos las claves para identificar si tu tarjeta es revolving abordando los siguientes puntos:

  • ¿Qué es una tarjeta revolving? 
  • ¿Qué aspectos determinan que se está usando una tarjeta revolving? 
  • ¿Qué pasos dar para reclamar un contrato ilegítimo? 

¡Quédate leyendo! Te aseguramos que cuando acabes de leer este post sabrás si eres titular una tarjeta revolving y cómo actuar ante ella. 

¡Vamos allá!

MicrosoftTeams-image (4)
¿Cómo puedo renegociar mis deudas?

En esta guía te descubriremos como negociar las deudas para que pagues menos por ellas.

GUÍA GRATUITA

¿Qué es una tarjeta revolving? 

Para saber si tienes una tarjeta revolving, lo primero es tener claro qué es. Se trata de un tipo de tarjeta de crédito que da la posibilidad a su propietario de aplazar y fraccionar el pago de las compras que realice en lugar de tener que abonar todas de una vez. 

Una tarjeta revolving funciona, básicamente, como cualquier otro tipo de financiación: el banco o entidad financiera que la emite presta un importe de dinero a cambio de que sea devuelto con sus intereses correspondientes. Eso sí, como te acabamos de mencionar, permite realizar pagos a plazos de manera automática.

Ahora bien, aunque de primeras puede parecer un método de pago cómodo y ventajoso, una vez tomamos conciencia de los intereses que implica su uso, esta visión cambia radicalmente. Y es que, por utilizar este tipo de tarjetas, el cliente tiene que pagar un precio tan elevado como excesivo.

La devolución del crédito utilizado se suele realizar de dos maneras: bien agrupando las compras de un periodo determinado -normalmente del mes- y pagando íntegramente y sin intereses o abonando el importe en cuotas y con intereses. 

¿Necesitas ayuda para cancelar la deuda de tu tarjeta?

Badged - Asesoría sin compromiso

¿Qué aspectos determinan que se está usando una tarjeta revolving? 

Como ya sabes, la utilización de las tarjetas revolving ha ocasionado daños en miles en miles de personas que han contraído deudas imposibles de liquidar, pues cada cuota que pagan sirve para hacer frente a los intereses en lugar de para amortizar el capital. 

Ahora que conoces qué es una tarjeta revolving y cómo funciona, estás preparado para averiguar si tu tarjeta de crédito es revolving. Los aspectos que te darán pistas sobre la existencia de esta condición en tu financiación son:

  1. La cuota. – Es muy probable que estemos ante uno de estos productos si a pesar de pagar las cuotas fielmente cada mes, la deuda no termina nunca. Esto ocurre debido al siguiente punto: los intereses.
  2. Los intereses. – Los bancos y entidades financieras que conceden estas tarjetas incluyen en el contrato intereses que son tan altos como usurarios pues suponen para el cliente pagar un precio desproporcionado. Si echas un vistazo a tu contrato y observas que te aplican un TAE superior al 25% aproximadamente, muy seguramente tu tarjeta sea revolving.
  3. Los plazos de devolución. – A diferencia de una tarjeta de crédito tradicional, una revolving implica una amortización prolongada pues la deuda varía mensualmente a causa de los nuevos pagos realizados que añaden nuevos intereses y comisiones. 
  4. La falta de transparencia. – Los métodos de comercialización poco claros y ambiguos también son señal de que tu tarjeta es revolving. Es habitual que las entidades eviten dar información al cliente sobre las condiciones e incluso, en algunas ocasiones, se niegan a indicar el importe de la deuda pendiente. 

Ahora que conoces las claves para saber cuándo una tarjeta es revolving, si eres titular de uno de estos productos y cumplen las características anteriores es momento que tomes medidas en contra de la abusividad de las entidades y recuperes lo que te pertenece. ¡Te contamos cómo iniciar una reclamación en el siguiente apartado!

Guía deudas
¿Cómo puedo cancelar mi deuda sin devolver mi préstamo?

Dscubrir si puedes cancelar tu deuda sin tener que devolver los intereses y cómo hacerlo en sencillos pasos.

GUÍA GRATUITA

¿Qué primeros pasos dar para reclamar un contrato ilegítimo? 

Por fortuna en nuestro país la Ley de Usura -también denominada Ley Azcárate- estima la nulidad de los contratos financieros con intereses usurarios. Por lo tanto, si eres poseedor de una tarjeta revolving, esta ley será el recurso principal en el que ampararte para iniciar una reclamación. 

Existen dos vías principales de actuación para reclamar a la entidad los intereses de una tarjeta revolving:

  1. Reclamación extrajudicial. – Esta opción supone buscar un acuerdo mediante un proceso de reunificación y negociación. Aunque puede llevarse a cabo por tu cuenta y directamente con la entidad, se hace fundamental el apoyo de un profesional conocedor de los recursos legales que se pueden utilizar a tu favor. Y es que si decides reclamar por tu cuenta, ten claro que el banco tratará de aprovecharse de tu desconocimiento de la legislación actual y te propondrán pactos que siempre serán más beneficiosos para ellos. Con una renegociación de la mano de expertos podrás conseguir pagar menos de lo que te reclaman a día de hoy. De hecho, sólo pagarás lo que te corresponde. Además, podrás conseguir que te devuelvan lo que te han cobrado de manera indebida con un procedimiento más rápido.  
  2. Reclamación judicial. – Reclamar ante los juzgados implica poner una demanda y que sea admitida a trámite. Dependiendo de la carga de trabajo de la institución, el proceso puede llevar un tiempo más o menos largo. No obstante, cuando la reclamación es admitida se establecerá la fecha de juicio donde se justificará la denuncia aportando documentos que prueben la usura (recibos, liquidaciones, el contrato de la tarjeta…). Tras el juicio, los magistrados dictarán sentencia y si se reconoce la usura, la entidad se verá obligada a devolver al titular de la tarjeta revolving el importe correspondiente a los intereses que ha pagado sin que le perteneciera.

Conociendo esta información ya sabes el procedimiento para comenzar a reclamar lo que te pertenece. Recuerda que con la ayuda de expertos podrás recuperar no solo lo que has pagado sin que te correspondiera sino también tu estabilidad económica que has perdido por el uso de la tarjeta revolving. 

En Soluciona Mi Deuda contamos con un equipo de profesionales especializados en renegociación y Ley de Segunda Oportunidad. Además, conocemos a la perfección la legislación actual sobre intereses usurarios y cláusulas abusivas de las tarjetas revolving, por lo que contamos con el conocimiento y la experiencia para ayudarte a recuperar lo que es tuyo. 

En Soluciona Mi Deuda cada día ayudamos a muchas personas a conseguir de vuelta el dinero que pagaron en concepto de intereses de su tarjeta y a ti también te podemos ayudar si nos contactas. Te invitamos a que completes el formulario o nos llames al 910916445. Escucharemos tu caso y te propondremos la mejor solución para ti. ¡Es gratis y sin compromiso! 

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Si deseas compartir tu experiencia para enriquecer este artículo o has identificado algún error o inexactitud, no dudes en ponerte en contacto con nosotros en contenidos@solucionamideuda.es.

Comparte esta entrada

Facebook
Twitter
LinkedIn
Email

Más entradas que te pueden interesar

Solicita tu asesoría gratis






Entiendo y acepto el tratamiento de mis datos según lo descrito en la política de privacidad.*

Entiendo y acepto recibir información sobre los servicios de Soluciona Mi Deuda, marca registrada por The Fintech Laboratory, S.L.*