.ct-ultimate-gdpr-cookie-modal-content ul li{ list-style: none !important; }

Reunificar deudas con Bankinter

Fernando, director ejecutivo en Soluciona Mi Deuda

Fernando, director ejecutivo en Soluciona Mi Deuda

Si quieres reunificar deudas con Bankinter, has de estudiar en profundidad las condiciones y requisitos que exige esta entidad financiera. En el siguiente post te contamos todo lo que necesitas saber para completar el proceso con éxito.

¡Comenzamos! 

Las condiciones de Bankinter

Para acceder a la reunificación deberás presentar las siguientes credenciales:

  • DNI en vigor.
  • Documentos que acrediten la residencia habitual (como una factura domiciliada).
  • Registro de las deudas que se pretenden reunificar.
  • Demostrar que se dispone de ingresos regulares.
  • Que las deudas contraídas no superen el 80% del valor del inmueble que se tiene en propiedad.

¿Qué deudas se pueden reunificar con Bankinter?

Este banco permite reunificar las deudas generadas por:

  • Créditos hipotecarios.
  • Préstamos personales.
  • Minicréditos.
  • Tarjetas de crédito.
  • Préstamo del coche.

Opciones que ofrece Bankinter 

  • Reunificación Bankinter con préstamo personal. Esta es la opción más accesible, y está concebida para particulares que no superen los 90.000 euros de deuda. Bastará con adjuntar la documentación exigida y contar con un avalista. El TIN de este crédito es del 4,95%, y la TAE de un 5,06% con un plazo de amortización máximo de 96 meses.
  • Reunificación Bankinter con hipoteca fija. La segunda vía pasa por hacer la reunificación a través de una hipoteca con carácter fijo. El TIN aplicable en este crédito es del 1,25% y la TAE del 2,00%, con un plazo de amortización máximo de 30 años.
  • Reunificación Bankinter con hipoteca mixta. La tercera posibilidad pasa por reunificar deudas con una hipoteca de carácter mixto. El TIN de esta hipoteca es del 1,60%, 1,75% o 1,80% (en función del tramo a elegir), y la TAE será variable con un mínimo del 2,24% y un plazo de amortización máximo de 30 años.

 

LA GUÍA DEFINITIVA PARA CANCELAR TUS DEUDAS

Untitled-1.png

Esta guía te ayudará a solucionar tus deudas sin arriesgarlo todo,
para que vuelvas a respirar tranquilo.

¿Cómo te ayudará esta guía?

  1. Te dará una visión general sobre como reunificar deudas.
  2. Te enseñará a hacer un análisis de tu situación actual.
  3. Te informará las mejores posibilidades para reunificar:
    • Refinanciaciones
    • Renegociaciones

Esta guía te ayudará a solucionar tus deudas sin arriesgarlo todo,
para que vuelvas a respirar tranquilo.

¿Cómo te ayudará esta guía?

  1. Te dará una visión general sobre como reunificar deudas.
  2. Te enseñará a hacer un análisis de tu situación actual.
  3. Te informará las mejores posibilidades para reunificar:
    • Refinanciaciones
    • Renegociaciones

Ventajas de reunificar deudas con Bankinter 

  • Cuotas mensuales económicas

El principal beneficio de la reunificación es el establecimiento de cuotas adaptadas a las circunstancias personales. Así, con los ingresos vigentes, se irá pagando el adeudo de forma progresiva. 

  • Plazo de amortización favorable

La reunificación conlleva un alargamiento del plazo de devolución. Al disponer de más tiempo, la probabilidad de acabar cumpliendo con las obligaciones es mayor. 

  • No acabar en los ficheros de morosidad

Que se apliquen cuotas bajas hace que sea posible su asimilación con los ingresos disponibles, evitando retrasos indeseados y la inclusión en listas de morosos. La presencia en estas listas, que están capitaneadas por ASNEF, es lo peor que le puede pasar a un particular, ya que supone una barrera de entrada para adquirir nuevos préstamos destinados a proyectos personales. 

  • Conservar el patrimonio

Al no producirse impagos, no se iniciarán procesos judiciales adversos que atenten contra el patrimonio personal.

Riesgos de la reunificación de deudas 

La reunificación de deudas, como todo proceso que se inicie, trae consigo una serie de consecuencias que han de analizarse con detalle. La idea es hacer un balance objetivo que ponga sobre la mesa la posibilidad (o no) de aplicar la reunificación con Bankinter

Pagar más en términos generales

En cómputo global, y debido a que los plazos se dilatan en el tiempo, se acaba por pagar una cantidad más elevada que la pactada inicialmente. Aquí impactan frontalmente los intereses, que van generando poco a poco este nuevo montante.

Endeudamiento prolongado en el tiempo 

La de los plazos no solo trae consigo una cantidad a abonar más elevada, sino que además supone convivir con una situación compleja durante meses, comprometiendo los ingresos mensuales y el historial personal.

Sin posibilidad de negociación

Los procesos de refinanciación eliminan cualquier posibilidad de negociación, por lo que las condiciones son normalmente mucho más rígidas. Esto quiere decir que no se pueden modificar ciertos condicionantes o acuerdos prefijados, y que no se dispondrá de flexibilidad ante determinados escenarios sobre los que no se tiene control. Al mínimo incumplimiento se iniciarán procesos de reclamación en contra del afectado.

La Ley de la Segunda Oportunidad como alternativa

En el caso de que no se puedas acceder a una reunificación, existe el recurso de acogerse a la Ley de Segunda Oportunidad o Ley Concursal, que se basa en el derecho a volver a empezar. 

En esta Ley se expone de forma clara que:

El mecanismo de segunda oportunidad establece los controles y garantías necesarios para evitar insolvencias estratégicas o facilitar daciones en pago selectivas. Se trata de permitir que aquél que lo ha perdido todo por haber liquidado la totalidad de su patrimonio en beneficio de sus acreedores, pueda verse liberado de la mayor parte de las deudas pendientes tras la referida liquidación. Y se trata igualmente de cuantificar la mejora de fortuna que, eventualmente, permitirá revocar dicho beneficio por las razones de justicia hacia los acreedores”.

También se hace hincapié en el hecho de que existen circunstancias sobre las que no se tienen control y que derivan en impagos:

 “muchas situaciones de insolvencia son debidas a factores que escapan del control del deudor de buena  fe,  planteándose  entonces  el  fundamento  ético  de  que  el  ordenamiento jurídico no ofrezca salidas razonables a este tipo de deudores que, por una alteración totalmente sobrevenida e imprevista de sus circunstancias, no pueden cumplir los compromisos contraídos. No puede olvidarse con ello que cualquier consideración ética a este respecto debe cohonestar siempre con la legítima protección que el ordenamiento jurídico debe ofrecer a los derechos del acreedor, así como con una premisa que aparece como difícilmente discutible: el deudor que cumple siempre debe ser de mejor condición que el que no lo hace”.

Si quieres saber más sobre la Ley de Segunda Oportunidad, puedes consultar nuestra GUÍA COMPLETA 2021/2022

Lo ideal es contactar con abogados honestos que puedan ayudarte a solventar la situación. Siempre hay opciones, solo debes asesorarte correctamente.

Para ello, te recomendamos nuestro programa Soluciona Mi Deuda, que garantiza la transparencia y el respaldo que todos estos procesos requieren.

Aun cuando todas las situaciones son diferentes, nos adaptamos al contexto y las necesidades de cada persona y siempre contarás con asesoramiento de los mejores profesionales del ámbito legal y financiero. Estamos completamente a tu disposición para todas las dudas que tengas, asesorías que necesites y aplicar los mecanismos más efectivos para darle solución a tus problemas financieros, sin que eso afecte otras actividades de tu vida.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Comparte esta entrada

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email

Más entradas que te pueden interesar