Las tarjetas revolving de Cetelem se están convirtiendo en un quebradero de cabeza para muchos usuarios. Son líneas de crédito con un límite de 10.000 euros, que se ofrecen bajo condiciones aparentemente favorables pero que ocultan una letra pequeña cargada de intereses.

El problema reside en que muchos titulares emplean esta línea de crédito en momentos de necesidad económica, para asumir ciertos gastos y compra de determinados productos. Así, se genera un montante de deuda acumulada que, llegado el momento, es reclamado por la entidad. Es decir, se contratan estas tarjetas sin conocer realmente las consecuencias derivadas de su uso.

¿Se trata, por lo tanto, de una cuestión de falta de responsabilidad? Si lo analizamos bien encontramos que este producto se vende como muy ventajoso, lleno de posibilidades para el usuario. En las promociones no se explican los condicionantes de manera clara y transparente, por lo que no se puede culpabilizar a los afectados por tener un comportamiento desmedido.

Debemos entender que el concepto “revolving” no es competencia única de Cetelem, ya que también podemos encontrarlo en Cofidis, Carrefour y muchos de los grandes bancos nacionales e internacionales. En todas estas corporaciones hallamos intereses de gran envergadura, con tasas superiores al 24% en muchos de los casos.

Si estás afectado por esta situación, en el siguiente post vamos a resolver todas tus dudas referidas a “Cómo denunciar a Cetelem” y salir airoso de este proceso.

¡Comenzamos!

MOTIVOS POR LOS QUE SE PUEDE RECLAMAR A CETELEM POR UNA TARJETA REVOLVING

Antes de nada, tienes que establecer los motivos que conducen a la reclamación, y existen tres causas principales:

  1. Sufrir intereses de carácter abusivo.

Puedes alegar que los intereses que te reclaman están muy por encima de la media del mercado. Y es que, en el caso de Cetelem, encontramos casos que doblan o triplican el interés medio fijado por el Banco de España. Hablamos, por lo tanto, de cifras que pueden rondar el 30%. Esto, claro está, se puede denunciar.

 

  1. Sufrir falta de transparencia informativa

Como dijimos en la introducción, a la hora de fijar el contrato no se transmiten con claridad los puntos informativos, exigencias y pormenores. Por lo tanto, se puede alegar la omisión de información como causa principal.

 

  1. Sufrir acoso continuado.

El acoso es una de las motivaciones más frecuentes. Y es que, en el caso de impagos, se suelen producir llamadas intermitentes a lo largo de todo el día. Una situación insoportable para cualquier afectado que se precie. Esta violación de la intimidad es claramente denunciable.

 

¿CUÁLES SON LAS SITUACIONES MÁS COMUNES?

 

  • La falta de envío del contrato con todas las cláusulas.
  • Llamadas continuas al trabajo, a casa y al teléfono móvil, insistiendo en que se debe pagar la deuda acumulada.
  • Generación de ansiedad por esta situación de carácter persecutorio e invasivo.
  • Al producirse la contratación, solo se perciben las ventajas y no se explican los inconvenientes del servicio.
  • Regalos valorados en cantidades fijas y sin intereses, que pueden emplearse aparentemente sin consecuencias.

 

¿CÓMO PROCEDER PARA DENUNCIAR A CETELEM?

 

  1. Consigue el contrato original. Este es el punto de partida para que todo vaya correctamente. Hay que pedir una copia original del contrato con la aprobación de las partes implicadas. Como usuario siempre tienes derecho a recibir esta información en formato físico o digital.

 

  1. Ten presente cual es la cláusula de intereses en TAE. Aquí es donde podemos verificar si se encuentran por encima de promedio establecido por el Banco de España. El hecho de que muchas ronden el 30% ya es causa para proceder a la denuncia. Recuerda que para verificar esto siempre has de ir al contrato y no al recibo de la tarjeta.

 

  1. Es importante determinar la fecha de la firma del contrato. Debes demostrar cuando se produjo la aceptación del contrato, a fin de que se pueda establecer un histórico que demuestre el porcentaje abusivo de la deuda. Esto es clave para que no se llegue a una confusión de base.

 

Por lo tanto, partimos de una fecha original, las firmas de las partes y una comprobación regular del interés medio que existía en EL MOMENTO DE LA FIRMA. Esto es clave, insistimos, para tomarlo como punto de partida y ver la evolución del incremento de los intereses. 

A partir de aquí hay que contratar a expertos en la materia. A través de los mismos hay que presentar una reclamación formal, que, de no prosperar, obligará a los abogados a ir por la vía judicial. Las negociaciones con esta entidad son complejas, pero si se aporta toda la información pertinente puede obtenerse una recuperación integral de los intereses generados.

Debes tener en cuenta que es posible recibir llamadas de corte amistoso que pretenden renuncias formales y una retirada total de la reclamación. Hay que estar atentos a estas jugadas, y por ello es vital obtener la ayuda de los profesionales adecuados. Es cuestión de tener la información actualizada y preparada, a fin de no dejar ningún cabo suelto durante el proceso, con la supervisión de los abogados y la capacidad de enfrentarse a los contratiempos.

¿Cuánto dura el proceso?

Esto depende del juzgado donde se inicie la tramitación, pero podemos hablar de entre medio año y un año.

¿Puede la entidad financiera incluirme en una lista ASNEF?

Una vez iniciado el proceso de demanda no se justifica legalmente la inclusión en ninguna lista negra. Por lo tanto, si esto ocurre, se tiene un motivo extra para demandar por violación de derecho al honor.

Esperamos que este post te haya sido de gran ayuda a la hora de recuperar tu dinero con esta entidad. En Soluciona MI Deuda aportamos toda la transparencia que necesitas respecto a las posibilidades y riesgos que conlleva este proceso. Nos adaptamos a las posibilidades de cada caso, porque distintas situaciones requieren de diferentes estrategias. Además, estarás siempre asesorado por los mejores profesionales del ámbito legal y financiero.

Trabajamos para particulares y autónomos que no puedan hacer frente a sus deudas.

 

× ¿Cómo puedo ayudarte?